Una vez más

Intenta olvidar nuestro futuro, solo inténtalo, haz el esfuerzo. Ese que buscamos desde la primera vez que nuestras miradas se cruzaron en aquel lugar donde ya nunca volveremos a ver con los mismos ojos. Inténtalo. Olvídate de todo lo que pudimos haber sido, del futuro que creamos tu y yo, nosotros, juntos, el cual se alojaba en nuestro interior, ese que poco a poco fue desvaneciéndose al verse falto de razones para seguir creyendo.

No digas nada, solo intenta olvidar los seremos, los te quieros que se quedaron buscando refugio para tanto amor, y las razones por las cuales volvimos a ser dos. Fuimos capaces de todo, pudimos con la mayor de las adversidades, vivimos una historia breve pero intensa, la cual se quedó deambulando en busca de cualquier recuerdo que pudiese volver a hacerte sonreír, a volver a hacerte sentir.

Intenta olvidar que alguna vez fuimos felices, si, porque lo fuimos. No te extrañes si en tu rostro se dibuja una pequeña mueca en forma de sonrisa cuando a tus oídos llegue cualquier recuerdo relacionado con nosotros, es normal, el corazón no sabe de olvidos.

Vuelve a intentarlo, una y otra vez, lo conseguirás, o al menos creerás haberlo conseguido.

No podría decirte el tiempo que tardaremos en reemplazarlo, no será fácil, eso te lo aseguro; creeremos ser fuertes y haberlo superado, pero poco a poco llegarán pedazos de trozos rotos de nuestra vida, aquella que un día imaginamos y pusimos todo nuestro empeño y ganas por hacer realidad, aquella en la cual depositamos hasta el último pedazo de esperanza.

Hablarán de nosotros, nadie podrá contenerse a rumorear sobre nuestra relación, que irá vagando de boca en boca haciéndose cada vez mas recuerdo que realidad. Pero todo eso vendrá a destiempo, demasiado tarde para volver a cerrar nuestro vació, aquel que dejamos al dejar de ser uno.

Hazme caso, intenta olvidarnos, por favor, por nuestro bien, por el bien de aquel futuro que levantamos, en el que las ganas pudieron con todo, aquel en el que depositamos demasiada ilusión para hacerlo realidad, aquel que nunca fue por culpa de los dos.

Podremos olvidarlo.

Te lo prometo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s